Archivo de etiquetas| chimenea

Acebo de Casa Muria

Te asomas a la ventana y ves la silueta del Gallinero, que a los locos del esquí no necesita mayor presentación, el pico de la pista negra de Cerler, la estación de invierno de Benasque.

Si optas por las habitaciones de la cara sur, sales al balcón y ante tí el bosque denso, caducifolio y perenne,con trinos entremezclados.

 La ubicación de este alojamiento es privilegiada ya que, pegado a sus muros, crece un acebo de proporciones arbóreas (el acebo no es árbol propiamente dicho).

Montaña, bosque, el acebo XXL y las cuatro casas que se apiñan en este repecho verde son el ambiente del Acebo de Casa Muria.

 

Puertas adentro, Jennifer y José Luis rinden homenaje a las montañas más emblemáticas del mundo y a sus culturas:

      • la habitación Toubkal, de inspiración marroquí,
      • la habitación Posets, con decoración pirenaica,
      • o la Fuji de ambiente zen
 

Ambientes étcnico-contemporáneos, muy agradables, con detalles preciosos. Esculturas modernas de artista oscense Vicente García firman los espacios exteriores y el de la recepción, reforzando esa armonía grata de los elementos arquitectónicos de siempre y las vanguardias.

 El salón de la planta baja, antiguo espacio para los animales de labor, es lugar de tonos tierra, sillones mullidos y chimenea, la última pieza para completar esta maravillosa experiencia.

 

D.O. Somontano

Fruto de su colaboración entre las prestigiosas bodegas del somontano Enate y el escultor oscense Vicente García Plana, pone a disposición de sus clientes un maridaje entre tres vinos exclusivos de autor de Enate denominados Tinto Raíz, Tinto Tierra y Tinto Fruto, debido a que las etiquetas elegidas para ellos son tomadas del gran mural “La vida del vino”, obra del artista mencionado anteriormente.

Mar Domínguez

Central de reservas: 902103892

Anuncios

Hotel Casas do Côro

Este hotel es el resultado de la mezcla de locura e ilusión de Paulo y Carmen por recuperar y revivir la parte alta de Marialva, una de las aldeas históricas más importantes de Portugal. Así, poco a poco han ido adquiriendo y rehabilitando 10 edificios al pie del Castillo y rodeados por la muralla centenaria de Marialva.

Aquí, en la región de Guarda, la naturaleza nos ofrece un jardín que exhibe lo propio de la tierra: olivos, almendros y patios con enredaderas que nos conducen hasta la piscina exterior con un sistema de natación contracorriente, un espectacular chill out con fabulosas hamacas y una pequeña cabaña que alberga la sauna y el jacuzzi panorámico completando el ambiente tranquilo de este hotel con encanto de Rusticae.

El salón del edificio principal ofrece, al calor de la chimenea, una sala de lectura  acompañada por música de fondo a elección del huésped.

La decoración de las habitaciones varían según la fase a la que pertenezcan. Para los que decidan alojarse en familia, el hotel dispone de una habitación familiar de estética nórdica con una litera para los más pequeños que a todos cautiva.

Las nuevas suites encandilan por su decoración clásica y sofisticada, enriquecida con tejidos en tonalidades muy elegantes, edredones mullidos, mantas y plaids a los pies de la cama, chimeneas en cada rincón y un gran conjunto de detalles, como la botella de Oporto con la que nos reciben.

En la cima de una colina con privilegiadas vistas al castillo y con una privacidad máxima, los huéspedes podrán disfrutar de esta suite tan singular.

 Los desayunos que preparan las manos sabias y sofisticadas de Carmen ofrecen pan de leña casero, mermeladas caseras, zumos naturales y exquisitas tartas como la de manzana o la de queso y fresas de su huerto.

Las cenas se sirven en un comedor con mesas de anticuario vestidas con decenas de velas,  manteles de hilo, cristalería y cubertería de empaque y un atento y sofisticado servicio.

¡Perfecta puesta en escena para disfrutar de una estancia de calidad!

Mar Domínguez

Central de reservas: 902103892